Crece la controversia por la Autovía del Valle de Punilla

La Autovía del Valle de Punilla es una las obras más promocionadas por la provincia de Cordoba a pesar de que la atraviesa la Ruta 38 que se encuentra en jurisdicción nacional. Si bien dicha ruta es la arteria mas utilizada por el turismo, en particular entre Villa Carlos Paz a Villa Giardino, realizarla a lo largo de una zona ubicada entre dos sierras implicará sortear desafíos ambientales, pues se trata del pulmón verde de la provincia y la esponja que nutre de agua a los diques cordobeses.

De acuerdo a lo publicado por el Diario La Voz del Interior terminada la audiencia pública récord, se presentaron consultas puntuales. En la mayoría de los casos no fueron respondidas por los autores del proyecto aunque se comprometieron a hacerlo por escrito tras su análisis en equipo.

Culminada la maratónica audiencia pública ambiental por el proyecto de nueva autovía para el valle de Punilla, queda ahora la etapa de resolución final, en el ámbito de la Secretaría de Ambiente y Cambio Climático de la Provincia, para resolver si se le otorga la “licencia” a la iniciativa presentada para que el Gobierno de Córdoba pueda licitar y ejecutar la obra. Esa resolución no tiene un plazo definido.

Antes, un Comité Tecnico Interdisciplinario que funciona en el ámbito de esa Secretaría, deberá analizar las 355 ponencias que se expusieron en los siete días de audiencia pública en Santa María de Punilla, tanto a favor como en contra del proyecto, más los documentos que por vía escrita fueron presentados.

Quedan pendientes, además, las respuestas a cerca de 200 preguntas que se formularon este jueves, al cierre de la audiencia pública. El mecanismo de esa instancia creado por una ley en 2014 impone que tras todas las ponencias, los autores del proyecto en debate deberán responder las inquietudes que se presenten. En este caso, la larga lista de interrogantes tuvo escasas respuestas en la misma audiencia por parte de una autoridad de Vialidad Provincial y del director del equipo de Instituto de Investigaciones en Servicios Públicos e Infraestructura (Iispi) de la UNC, que elaboró el proyecto y el estudio de impacto ambiental.

Las 159 preguntas, formuladas por quienes plantean rechazos al proyecto oficial, fueron unificadas entre los vecinos ligados a asambleas ambientalistas, ONG  e investigadores de la UNC que se movilizaron por el tema, y concentradas en un documento. Aparte hubo otras planteadas en la audiencia, sostiene la edición de La Voz.

Foto : gentileza La Voz

Opinión de los opositores enviadas al portalagropecuario.com.ar

Consideraciones:

Para los organismos ambientalistas y vecinos la autovía de montaña es un proyecto impuesto por el Gobierno de la Provincia de Córdoba, que plantea la construcción de un trazado de 45km de extensión y 4 carriles, que atravesaría todo el Valle de Punilla de Córdoba (desde el Dique San Roque hasta La Cumbre). Las obras ya han comenzado en el primer tramo (puente Dique San Roque), y pretenden extenderse al este de la Ruta 38, sobre el faldeo de la sierras.

La propuesta oficial apunta a descongestionar la Ruta 38 (que comunica todo el Valle) y sólo ha tomado en cuenta este único trazado, siendo el de mayor impacto para el ecosistema y el más costoso (se han presentado 6 trazados posibles que implicarían menor contaminación y destrucción con menor impacto ambiental). El estudio de impacto ambiental presentado junto al proyecto no cumple con las normas básicas de un informe de tales características y no posee los fundamentos necesarios que avalen legalmente la construcción de esta autovía. Los intendentes de los municipios del Valle autorizaron a la Provincia el uso de suelo a espaldas de sus habitantes.

Los vecinos del Valle de Punilla han solicitado que se detengan las obras y se opte por una alternativa menos destructiva, que no atente contra la vida de todos nosotros.

Oposiciones: 

Porqué estos grupos y vecinos le dicen no a la Autovía de Montaña?

– Porque atraviesa un yacimiento de uranio de 100.000 toneladas (uno de los más grandes de Argentina) que contaminará el agua que bebemos el 70% de los cordobeses. A partir del movimiento de este mineral, gases radioactivos cancerígenos contaminarían grave y rápidamente las cuencas y el aire.

– Porque el 76,4% de su trazado invade zonas rojas que son áreas naturales protegidas de bosque nativo, dañando de forma permanente e innecesaria el ambiente natural de las especies que lo habitan.

– Porque esta obra afectará los servicios ecosistémicos que nos brinda el bosque serrano, como una mejor calidad de aire y agua, regulación térmica, protección de cuencas y mantenimiento de diversidad. Se interrumpiría el corredor biológico de las Sierras Chicas, lo que se asociaría a una disminución en el valor paisajístico, cultural y turístico.

– Porque la traza de la autovía proyectada coincide con la falla de las Sierras Chicas, una zona muy débil e inestable, que generará derrumbes, como ocurre actualmente en el Camino del Cuadrado, poniendo en riesgo a quienes lo transiten.

Los opositores a esta autovia estan nucleados en :
#LasSierrasNoSeTocan
#NoALaAutoviaDeMontaña
#Punillazo
Fb: Unidos por el Monte

Facebooktwitterlinkedin